EL RIESGO DE QUEDAR EN DESVENTAJA

En la mañana de hoy, se canceló la reunión virtual que iban a tener entre los dirigentes para la vuelta del fútbol en Argentina. Desde el Gobierno nacional les explicaron a algunos Presidentes que llega el pico y que, aún con todos los protocolos, es un riesgo innecesario que vuelvan a entrenar.

En paralelo ayer preparadores físicos de distintos equipos y asociaciones; entre ellos el Profe Lanatta de Boca, y médicos se reunieron vía zoom para diagramar la vuelta a la actividad a nivel continental.

Si hay algo que remarcar es qué ninguna copa o ningún torneo local es más importante que la salud de los jugadores o él hincha. En Argentina ésto está más que claro y por eso los equipos de las distintas categorías no pueden retomar a la actividad. El famoso pico está a la vuelta de la esquina según los infectologos y el próximo inicio del invierno complicará aún más la situación a nivel salud.

Estadística de contagios de COVID en Sudamerica y centroamerica. Muestra a Brasil como el centro de la Pandemia de la zona – Fuente Statista

Pero en Conmebol piensan que ésto pasará y ya osaron en poner fechas estimadas para el reinicio de la Libertadores y la Sudamericana. Septiembre u Octubre, como muy tarde. ¿Por qué el apuro? La razón es económica. La asociación madre del fútbol sudamericano ya cobró los derechos audiovisuales por la temporada actual que aportó el multimedios Disney y hasta hizo uso de los mismos dividiéndolo entre las distintas confederaciones.
“Si no jugamos, no vamos a cobrar”. Dicen los popes del fútbol sudamericano y es cierto; y en parte eso mismo pasará aquí en suelo argentino; donde por ahora los clubes están recibiendo el pago por los derechos de TV que provienen de la Fox y Turner.

Ahora bien. Si bien todas las fronteras están cerradas; en Paraguay, donde reside la Conmebol, ya hay un protocolo para reanudar los entrenamientos y si se estudia que en 45 días se vuelva a jugar por los puntos. Y en otros países como Colonbia, Ecuador y Perú piensan volver a jugar en agosto. Hasta el Huachipato de Chile ya volvió a entrenar; aunque sin el ok de las entidades sanitarias de aquel país.

 

De continuar esta seguidilla de retorno a los entrenamientos en los países vecinos; Boca y los demás equipos argentos que compiten se verán en una potencial desventaja respecto a los otros equipos; ya sea por cuestiones físicas o por estar faltos de fútbol. El riesgo de otorgar ventaja existe en épocas donde lo físico influye y mucho en los pasajes del juego. El equipo de Russo debe viajar a Paraguay para visitar a Libertad cuando se retome la actividad y luego recibirlo en la Bombonera para la revancha; seguramente con el conjunto de Ramón Díaz con varios partidos de liga en el lomo.

Las fechas aún son inciertas y la incertidumbre por el retorno es grande como el trofeo de la libertadores; pero en Conmebol están dispuestos a jugar este año y el riesgo a quedar en desventaja física y futbolística para Boca existe y puede ser determinante en los primeros choques post pandemia.

Federico Pérez Rivero
@FedePR12