“El sueño de la figura europea”

El nombre de Danielle De Rossi, el volante central experimentado de la Roma y la selección italiana suena muy fuerte en los pasillos de la Bombonera. En la siguiente nota te contaremos los detalles de esta bomba que se trae entre manos la dirigencia Xeneize para este nuevo mercado de pases y haremos un pequeño repaso del paso de algunas figuras del fútbol europeo que pasaron por Boca.

La posibilidad de que De Rossi llegara a Boca no es un deseo de trasnoche de algún fan o de un dirigente. La posibilidad nació en la propia cabeza del futbolista próximo a cumplir 36 años desde hace dos temporadas; luego de hacer público su amor por la camiseta azul y oro y por la Bombonera. Su amistad con Nicolás Burdisso con el que compartía plantel en la Roma entre las temporadas 2009 y 2013 hace posible que las charlas con el actual manager del club de la Ribera llenas de fluidez y camareria y que las negociaciones sean más que avanzadas.

El ex capitán de la selección azurra quedó con el pase en su poder luego de despedirse de la scuadra loba donde se transformó detrás de Francesco Totti en el jugador con más partidos jugados.

El contrato de Danielle estaría arriba de los tres millones de dólares por una temporada y medios italianos indicaron que estaría buscando colegios bilingües en Buenos Aires para sus hijos. Su llegada sería toda una revolución no sólo para Boca, sino también para el futbol argentino.

¿Pero cómo les fue a los jugadores de renombre que llegaron de Europa al club de la Ribera? A la cabeza se vienen nombres como el chileno Ivo Basay que se puso la azul y oro en la temporada 1994 ; luego de varias años en el fútbol francés y siendo títular de la sele chilena. Las expectativas fueron demasiado altas para Ivo que marcó cuatro goles en los escasos ocho encuentros que disputó.

¿Se acuerdan del lateral brasileño Jorginho? El lateral por izquierda de la selección brasileña llegó del Udinese en 2001 e hizo agua. Tal es así que el jugador paulista perdería el puesto con un muy joven Clemente Rodríguez le sacó la titularidad con apenas 7 partidos en Primera.

En 2002 para jugar la Copa Libertadores a Boca llegó Abel Balbo. Si, aquel goleador de la Roma, Fiorentina, Parma y tantas otras camisetas del calcio italiano quiso culminar su carrera con la camiseta del Xeneize y levantando el máximo trofeo continental. Su paso fue tan penoso, que pocos nos acordamos de que se puso la 9 que un puñado de meses atrás había llevado con creces Martín Palermo.
Los números de Abel en aquella Libertadores son 4 partidos jugados y ningún gol.

El último chasco proveniente de Europea que se comió el pueblo boquense fue el extravagante goleador Daniel Osvaldo sus números en la Roma y en la Juventus ilusionaron a todos y sus primeros partidos con goles incluidos presagiaba una historia de amor de película. Ese primer paso no fue malo para Dani Stone, ya que había disputado 11 partidos y marcado 3 goles y realizado 5 asistencias. Luego una tormentosa relación con una famosa actriz y cantante lo hizo volver a Europa, con la promesa de volver pronto. Al año siguiente regreso y todo iba bien. Hasta que aquel amor que se tenían Boca y Osvaldo se fue por el aire como el humo del cigarrillo que se prendió en el vestuario del Parque Central en aquella llave de Cuartos de final de la Copa Libertadores ante Nacional. El entrenador Barros Schelotto, no toleró esa falta de indisciplina y lo desafectó del plantel títular.y posteriormente la dirigencia le rescindió el contrato.

Pero no todas las experiencias entre Boca y las estrellas provenientes del viejo continente fueron magras. Hubo dos en las que el hincha Xeneize fue muy feliz Comenzaba el 2007 y en aquel verano Juan Román Riquelme era presentado en conferencia de prensa por Mauricio Macri y Pedro Pompilio. El Torero había sido colgado por el chileno Pellegríni en el Villarreal español y el 10 vino a préstamo por seis meses con la promesa de hacer una buena copa libertadores y vaya si la hizo. Román fue goleador y generador absoluto de aquella conquista de América. El 10 la rompió en esa copa y su nivel lo devolvió a la selección Argentina que meses más tarde jugaría la Copa América en Venezuela. En 2008 el club de la Ribera compraría de forma definitiva su pase y el hombre de Don Torcuato se convertiría en ídolo máximo de la historia del club.

 En 2015, muy acá en el tiempo,  hace apenas cuatro años; Carlitos Tevez, el mejor jugador de la Juventus y de la liga italiana; recientemente sub campeón de la Champions League decidía volver en plenitud al club de sus amores. Su estado físico europeo y su calidad inclinaron la balanza para que el equipo del Vasco Arruabarrena grité campeón de aquel Campeonato largo de 30 equipos.

Como ven casos hay varios algunos casos fueron más resonantes que otros y los finales fueron distintos unos de otros. Veremos cómo le va a Boca en esta nueva aventura en busca de la figura europea.

Federico Pérez Rivero
@FedeaPr12